La multinacional británica Cadbury Schweppes ha llegado a un principio de acuerdo para la integración de La Casera, S.A., en su filial española, según ha informado Iberian Beverage Group (IBG), propietario de la firma español de bebidas refrescantes.

IBG ha precisado que se trata de una operación “cuyo cierre está supeditado a la aprobación por parte de los consejos de administración de ambas compañías y de las autoridades de la Competencia”.

Una vez cerrada la compra, la firma británica elevará su cuota de ventas en el mercado español de bebidas refrescantes a más del 15%, arrebatando a Pepsi la segunda posición en el ranking. Su volumen de negocio ascenderá a más de 300 millones de euros (alrededor de 50.000 millones de pesetas) y contará con centros de producción en Valladolid, Toledo, Sevilla, Barcelona, Madrid, La Coruña y Lorgroño, y una plantilla de 1.500 trabajadores.