Ignacio García-Cano, CEO director general ejecutivo de Calidad Pascual, y Ana Gil Nuño, directora general ejecutiva de EDF Fenice Ibérica, filial del grupo EDF Fenice en España y empresa referente en servicios energéticos y medioambientales en Europa, han firmado un acuerdo para la optimización de los servicios energéticos de la compañía alimentaria en su complejo de Aranda de Duero (Burgos).

Con una duración de 10 años, este acuerdo se inscribe en el marco de la Alianza Energética Global firmada en 2014 entre Calidad Pascual y EDF Fenice Ibérica, que tras los éxitos alcanzados en la planta de Gurb (Barcelona) amplían progresivamente su colaboración a otros centros de producción de Calidad Pascual en España.

Un modelo que se extiende al complejo fabril de Calidad Pascual en Aranda de Duero, el mayor centro productivo del grupo en España con una producción anual de leche de 440 millones de litros. EDF Fenice Ibérica actuará como socio inversor en la ejecución de proyectos de eficiencia energética y asumirá la explotación, operación y mantenimiento de las instalaciones energéticas y medioambientales existentes, siendo su objetivo el de obtener un elevado nivel de ahorro energético y una reducción de los costes asociados.

En el marco del servicio prestado por EDF Fenice en la fábrica de Gurb, destacar los resultados alcanzados desde el inicio del contrato, con cerca de 15 proyectos de eficiencia energética en curso; los cuales representan un ahorro global del 11% de la facturación energética de este centro productivo respecto de 2014. En términos medioambientales, estos proyectos suponen la reducción de emisiones de CO2 a la atmósfera de 1.340 toneladas/año.