Campofrío es la primera empresa del sector en obtener la certificación Ecosense para sus instalaciones de Ólvega (Soria) donde envasa sus pizzas refrigeradas, producto del que se producen más de 36 millones de unidades al año.

El sello Ecosense garantiza que las bandejas alimentarias de PET donde se envasan las pizzas incorporan material reciclado procedente de las mermas de fabricación o de la propia lámina o bandeja.

“La política de Campofrío es acompañar el desarrollo de nuestra actividad productiva con soluciones sostenibles de envasado, con el fin de dar respuesta a una demanda por parte de los consumidores de una producción y un consumo responsables”, afirma Cristina Temiño, responsable de Medioambiente de Campofrio Food Group.

Para obtener el certificado Ecosense, las instalaciones de Campofrío en Ólvega se han sometido al proceso de inspección regulado por parte de una entidad acreditada por Enac bajo la norma ISO/IEC 17020, que verifica el cumplimiento de los requisitos establecidos por la Fundación Plastic Sense.