Cárnicas Serrano obtuvo el pasado año una facturación de 64.050.000 euros, un crecimiento del 1,02% frente a los 63.400.000 de 2015. En cuanto a la producción, los 14.177.000 kilos de 2016 suponen un ligero crecimiento del 0,36%respecto a los 14.125.000 del ejercicio precedente.

El crecimiento "más notable", según fuentes de la compañía, se produjo en la categoría de productos de libre servicio. Desde Cárnicas Serrano resaltan, asimismo, su entrada en el Top 50 de las marcas de gran consumo más elegidas en España y su inclusión en el informe Brand Footprint 2016, desarrollado por Kantar Worldpanel, experto en el comportamiento del consumidor.

Las exportaciones representaron en 2016 un tercio de la facturación de la compañía, con un aumento del 4% en volumen. Por otro lado, los productos más demandados de la firma fueron el pavo y, de este segmento, la gama Un Momento y Listo, la pechuga de pavo a la trufa negra y el pavo trufado.

El porcentaje de ventas procedente de referencias que llevan menos de tres años en el mercado se situó durante el pasado ejercicio en más de un 36%. Por último, Cárnicos Serrano, dentro de su política de responsabilidad social corporativa, recibió el galardón Empresas con Corazón 2016 de manos de la asociación solidaria Mamás en Acción.