Congalsa, empresa dedicada a la elaboración de productos precocinados ultracongelados con sede en la localidad gallega de A Pobra do Caramiñal, ha formalizado la adquisición de la firma lusa Sulpasteis. Se trata de una empresa incardinada en el mismo sector de actividad que Congalsa, que fue fundada en el año 1994 y que ha cerrado el último ejercicio con una facturación de más 17 millones de euros.

“Esta operación posibilitará que nuestra empresa crezca por la vía inorgánica y fortalezca su posición en el ámbito internacional, en particular en el mercado portugués en el que únicamente teníamos presencia como empresa exportadora”, considera Luis Miguel Simarro, director general de Congalsa en relación a la adquisición de Sulpasteis. “Al mismo tiempo posibilita que seamos más robustos económicamente y facturemos por encima de los 100 millones de euros anuales en este 2020”, añade.

Congalsa tiene la voluntad de conservar los 125 puestos de trabajo que generan las dos unidades de producción de Sulpasteis en las que se elaboran diferentes productos “que complementarán nuestro portfolio”, afirma Simarro.

En este sentido, Sulpasteis está especializada en la producción de precocinados a base de pescado de productos típicamente portugueses tales como pasteles de bacalao (bolinhos de bacalhao), delicias de gamba, empanadillas de diferentes rellenos (rissois), hojaldres rellenos, rollitos de primavera (samosas), pataniscas, bacalhao dorado o calamar relleno, entre otros.

La compañía adquirida por Congalsa posee una red de distribución propia y tiene una cartera activa de 450 clientes centrada exclusivamente en el canal Horeca. El 15% de su producción se destina a mercados internacionales, lo que posibilitará a Congalsa obtener nuevas sinergias en el exterior.