Aral Digital.- Las cooperativas CEOS y NOG, asociadas al Grupo VI.P, han puesto en funcionamiento recientemente dos estructuras fotovoltaicas, con la construcción de paneles solares integrados a los techos de las naves de almacenamiento. De esta forma, se unen a Ortler de Laces (hoy llamada Mivor), una tercera cooperativa asociada al Grupo VI.P en la adopción de este tipo de instalaciones.

Val Venosta, del Grupo VI.P, también se ha unido a esta iniciativa de respeto por el medio ambiente con los productos BIO Val Venosta, nacidos de la renuncia total a la utilización de sustancias químicas de síntesis como pesticidas, fitofármacos y desfoliantes químicos, para respetar así el ambiente y sus equilibrios, limitando la contaminación, y evitando también el usufructo excesivo de los recursos naturales y la extinción de organismos útiles.

Incluso el almacenamiento de las cosechas se lleva a cabo siguiendo métodos naturales; las manzanas son almacenadas en celdas frigoríficas con atmósfera variable, que contienen entre el 0,5 y el 2% de oxígeno, con CO2 incluido entre el 1,2 y el 3%, con una humedad que varía entre el 90 y el 95%, a una temperatura que va de los 0,5 a los 2,5 grados donde las manzanas son conservadas sin necesidad de agregar ningún conservante químico.