Aral Digital.- El grupo de alimentación alemán Dr. Oetker ha cerrado 2010 con una facturación de 1.941 millones de euros, lo que supone un incremento del 8,7% respecto al año anterior (1.786 millones). “El año 2010 ha sido un ejercicio de inversiones en los mercados y la distribución de nuestros productos”, ha resumido Richard Oetker, presidente del conglomerado.

Especialmente reseñable ha sido el impulso proporcionado por el negocio internacional, cuyas ventas se han elevado un 10,3%, hasta alcanzar 1.287 millones de euros. Por su parte, en el mercado alemán, la facturación ha ascendido a 654 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 5,6%.

El fabricante de pizzas congeladas apuesta por el desarrollo de nuevos mercados en el extranjero, no obstante, el negocio internacional representa el 67% del total de las ventas del grupo. De hecho, Dr. Oetker ha aumentado significativamente sus operaciones en Australia y Nueva Zelanda con la reciente adquisición de la marca de pizzas Papa Giuseppi's a la compañía Simplot.

De cara al presente curso, el grupo alimentario ha declinado realizar ningún pronóstico de ventas a la vista de los conflictos y crisis internacionales que se están sucediendo en el norte de África y en Japón.