AMDPress.- Durius, firma perteneciente al grupo Arco Bodegas Unidas y Caja Duero, ha adquirido la Hacienda Abascal, finca situada en la comrca de Ribera del Duero, donde planea invertir más de tres millones de euros.

Esta finca, que cuenta con viñedos ya en producción situados junto a Vega-Sicilia y Villacreces, se sumará al proyecto Haciendas Durius, que se centra en la producción de vinos de calidad y de alimentos en la finca, además de ser "wine hotels" (hoteles de campo, tipo relais, entre viñedos).

En este sentido, la firma, propiedad de Haciendas de España, que a su vez está participada por Arco Bodegas Unidas y Caja Duero, está negociando con el grupo Amorim, propietario de las bodegas Burmester de Oporto y Denominación Douro, la expansión de Durius en Portugal. El objetivo de la compañía es incorporar Amorim al accionariado de Haciendas Durius e implantar de forma conjunta la primera Hacienda Durius en Portugal (Quinta de Sao Cibrao, en el Douro Superior, con una inversión de 3 millones de euros).

Haciendas Durius comenzó con una inversión inicial de seis millones de euros, con los que Haciendas de España (51%) y Caja Duero (49%) pusieron en marcha la Quinta de los Arribes, en las proximidades de Fermoselle (Zamora). De igual forma, en 2000 la firma realizó su segunda inversión, por importe de nueve millones de euros, adquiriendo y restaurando la Hacienda Zorita, en Tormes (Salamanca).

Además de combinar el enoturismo, la firma ha iniciado la producción de quesos puros de oveja del Duero y jamones ibéricos de Dehesa San Nicolás (Salamanca) en pleno campo charro. Asimismo, a lo largo de este año y el próximo se prevé la construcción de una pequeña bodega, de estilo moderno y vanguardista, en Hacienda Abascal.