AMDPress.- Allied Domecq ha dado un paso más para hacerse con el control de Bodegas y Bebidas. Ayer, 25 de octubre, el Gobierno dio su visto bueno a la operación, por lo que para culminar la compra de la firma vitivinícola ya sólo tendrá que superar el trámite de que la CNMV apruebe la Opa que presentó el pasado día 7 de septiembre.

La filial española de la multinacional británica Allied Domecq lanzó una Opa a un precio de 15,7 euros (2.612 pesetas) por acción, lo que supone valorar a Bodegas y Bebidas en 279,2 millones de euros (46.455 millones de pesetas). Esta oferta, sujeta a la aceptación de un mínimo del 50,01% del capital de la firma vitivinícola, cuenta con el respaldo del BBVA, accionista mayoritario de Bodegas y Bebidas con un 39,1%, y de otros accionistas , que en conjunto representan el 52,5% del capital social.