AMDPress.- Esteban Espuña, compañía catalana dedicada a la fabricación de embutidos, jamones y conservas cárnicas, registró una facturación de 14,48 millones de euros durante el primer trimestre de 2003, lo que significa un crecimiento del 4,32% respecto al mismo período del pasado ejercicio. Además, el beneficio neto se situó en 288.000 euros, con un incremento del 177% respecto a los tres primeros meses de 2002. Por otro lado, las inversiones sumaron 122.561 euros, en tanto que las amortizaciones ascendieron a 705.000 euros.

Esteban Espuña obtuvo durante el pasado año una facturación de 69,97 millones de euros, un 0,8% menos que los 70,54 millones alcanzado en el ejercicio precedente. El beneficio neto consolidado del ejercicio fue de 3,3 millones de euros, un 17,7% menos que los 3,98 millones de 2001.