Fira de Barcelona trabaja con el objetivo de poder retomar tras el verano la actividad ferial, interrumpida a causa de la situación actual derivada de la pandemia del Covid-19, y, de este modo, convertirse en uno de los principales motores de la reactivación económica. Para ello, está elaborando un protocolo específico para aplicar las máximas medidas de seguridad y prevención de cara a sus trabajadores, expositores, visitantes, organizadores y participantes en los certámenes que tendrán lugar en sus recintos.

Entre los eventos que Fira se ha visto obligado a aplazar se encuentran Valmont Barcelona Bridal Fashion Week (VBBFW), Bizbarcelona o Alimentaria y Hostelco, Smart City Expo World Congress o Expoquimia, Eurosurfas y Equiplast, entre otros. Por su parte, hasta el próximo domingo 24 de mayo, organiza FiraCampusVirtual, una plataforma digital que reúne la oferta de los salones Ensenyament y Futura, previstos para el pasado mes de marzo.

Fira contempla una nueva conceptualización ferial con modelos híbridos, que combinen la participación virtual y la presencia física

En ciertos casos, y con el fin de celebrar estos encuentros de la forma más segura posible, Fira contempla, incluso, una nueva conceptualización ferial con modelos híbridos, que combinen la participación virtual y la presencia física, como es el caso, por ejemplo, de la VBBFW, ofreciendo una nueva experiencia y la posibilidad de llegar a un mayor número de personas.

“La institución trabaja con la perspectiva de reanudar la celebración de salones a partir de septiembre, adoptando nuevos formatos y las medidas de prevención necesarias con el objetivo de volver a ser motor económico y dar apoyo a las empresas en un momento de gran complejidad para todos. Nuestra prioridad es retomar la actividad en un entorno seguro y provechoso para todos los participantes con el objetivo de que su asistencia a un evento contribuya a relanzar su negocio y networking.”, asegura Constantí Serrallonga, director de Fira Barcelona.

En este sentido, con la finalidad de adaptar sus instalaciones al nuevo contexto, la institución está elaborando, con el asesoramiento de acreditados consultores y expertos médicos, un protocolo de actuación con medidas de seguridad y prevención. Entre otras cuestiones, figurarán el acondicionamiento de espacios, regulación de flujos de visitantes y de aforos, controles de salud, higiene, distanciamiento físico, desinfección y limpieza de zonas comunes y stands, información y apoyo sanitario, sistemas específicos de acreditación y organización de los servicios de restauración.

Igualmente, la institución ha participado en la definición de las recomendaciones internacionales de actuación para garantizar la salud y seguridad de los asistentes a ferias y exposiciones con organismos de los que Fira de Barcelona es miembro, como EMECA (European Major Exhibition Centres Association) y UFI, la asociación internacional de la industria ferial; así como con la Asociación de Ferias de España (AFE).