AMDPress.- La firma vitivinícola González Byass ha cerró su último ejercicio fiscal, el pasado 31 de agosto, con una facturación de 168,7 millones de euros (28.075 millones de pesetas), lo que supone un crecimiento del 10% respecto al ejercicio anterior. El beneficio bruto, a su vez, se mantuvo estable con respecto al año anterior en 7,2 millones de euros (unos 1.200 millones de pesetas), que después de impuestos quedó en 1.015 millones de pesetas. La estabilidad en el resultado se debió básicamente a la fuerte apuesta del Grupo en publicidad y promoción de sus principales marcas, Tio Pepe y Soberano, partida a la que se ha destinado seis millones de euros (1.000 millones de pesetas), según ha explicado hoy, 6 de noviembre, en rueda de prensa el presidente de la compañía, Carlos Espinosa de los Monteros. Con esta cifra de inversión, que supone duplicar la destinada en el anterior ejercicio, la firma familiar ha reforzado los cambios de presentación realizados en sus dos marcas principales con “una campaña destinada a rejuvenecer su imagen y hacerlas más accesibles a los nuevos consumidores”.

Por otra parte, el primer ejecutivo de la compañía, que el pasado mes de septiembre cerró la adquisición del 100% de Croft Jerez, S.A. Por 54,1 millones de euros (9.000 millones de pesetas), ha anunciado que con esta operación y el desarrollo de otros proyectos en curso las previsiones de González Byass pasan por “crecer un 50% en el próximo trienio”. En este sentido, además de la compra de Croft, firma con una cifra de negocios de 3.500 millones de pesetas y una importante penetración en el mercado británico, donde comercializa más de seis millones de botellas anuales de vino de Jérez con dicha marca, la firma vitivinícola acaba de constituir una joint venture en el mercado mexicano con socios locales. Esta nueva sociedad, denominada González Byass México y participada en un 80% por la firma española, se centrará en este primer ejercicio de actividad en potenciar la expansión de la marca de brandy Soberano en el mercado de Sudamérica.