El consumo fuera del hogar constituye un peso importante dentro del gasto doméstico, más concretamente un 33% del total se destina al consumo extradoméstico según datos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama). En 2012, el gasto en Horeca fue de 33.044 millones de euros, lo que supuso un descenso del 4,1% respecto al año anterior, marcado por el caída de ventas, visitas y del ticket medio por cliente. Sin embargo, Felipe Ruano, presidente de la Asociación Española de la Industria de Panadería, Bollería y Pastelería (Asemac), destaca que "parece que existe un cambio de tendencia en la caída del consumo en este canal, que se puede apreciar más claramente durante estas fechas de celebraciones y eventos, con la salida a la calle de forma masiva que estamos viendo los últimos fines de semana en todas las ciudades de nuestro país".

Según un estudio de Mercasa sobre el "Mercado extradoméstico de la alimentación", los productos con base pan son los más frecuentes en la demanda de los clientes con un 22,8%. Además, la bollería también alcanza un alto porcentaje con el 11,8%. La alimentación fuera del hogar ha sido uno de los grandes beneficiarios de los productos que Asemac ha lanzado al mercado en los últimos años. Entre un 20% y un 30% de la producción de los asociados se destina al canal Horeca. Estos datos aproximados representan un total de 115 millones de kilos y unas ventas que superan los 180 millones de euros.

Desde Asemac se ha apostado por aportar diversidad de productos a este canal. Las empresas de la industria panadera han creado diferentes cartas de panes, marketing relacionado con las variedades y su composición, presentaciones y degustaciones, cestas con selección para diferentes menús, maridaje con distintos platos con la intención de ofrecer a restaurantes y hoteles una amplia gama de productos de calidad que ofrecer a sus clientes. Estas múltiples opciones, proponen al restaurador la posibilidad de hacer una rotación de panes para diferentes momentos del día o proporcionar otros distintos dependiendo del tipo de cliente que tenga durante los diversos días de la semana.

Una de las características de los productos para Horeca es que son rápidos y versátiles. Ruano comenta en este sentido que "los socios están intentando aportar soluciones más sofisticadas que al mismo tiempo sean más sencillas de manipular, que no requieran mucho trabajo posterior y así ahorrar costes al sector de la restauración. Además, ofrecemos muchas variedades para que la restauración pueda diferenciarse de su competencia. Tenemos que ofrecerles un producto casi terminado y muy variado. Además, les damos ideas para que amplíen y mejoren sus cartas".

Por otro lado, los productos que demandan para este canal tienen un valor añadido, es decir, panes y bollería funcional como cruasanes integrales y panes con fibra o con sal yodada. Estos alimentos fomentan el estilo de vida saludable y una dieta sana muy acorde con las tendencias de consumo actuales. Los productos que elaboran las empresas de Asemac se adaptan al protocolo de gestión de las grandes cadenas de restauración ofreciendo mayor regularidad, más capacidad de respuesta, mejor servicio y logística avanzada con redes más grandes.