AMDPress.- Las Consejerías de Salud y Consumo y de Agricultura del Gobierno de las Islas Baleares han firmado un convenio de colaboración con la Federación Española de Bebidas Espirituosas (FEBE) con la finalidad de unir esfuerzos para prevenir el consumo abusivo o indebido de bebidas alcohólicas. El convenio incide especialmente en los dos colectivos de mayor riesgo: los conductores y los menores, para concienciarlos de la necesidad de no consumir alcohol.

Las actuaciones se concretarán en el desarrollo en las Islas Baleares de los programas que FEBE, a través de la Fundación Alcohol y Sociedad, creada por la propia FEBE, ya está aplicando en varias ciudades de España: el Programa “Un conductor cada noche” y el Programa Pedagógico “Adolescencia y Alcohol”, que se impartirá en los centros escolares de las Islas Baleares. Además, FEBE, que agrupa a más de 150 empresas productoras y distribuidoras de bebidas espirituosas, se compromete a promover entre sus asociados de Baleares el cumplimiento del código de autorregulación de la publicidad y se implicará en la vigilancia y control de las campañas que se lleven a cabo, colaborando con el Gobierno balear.

Hasta ahora, FEBE ha cerrado acuerdos con 13 ciudades españolas, entre ellas Palma de Mallorca, para el desarrollo de sus programas. El acuerdo entre el Gobierno de las Islas Baleares y FEBE es el primero que se firma entre una CC AA y la entidad para llevar a cabo actuaciones preventivas en toda una comunidad.