Las plantas de envasado de Acesur de Dos Hermanas (Sevilla) y Vilches (Jaén) han obtenido los niveles de certificación A de BRC y 'High Level' dentro de la certificación IFS.

La certificación BRC (British Retail Consortium) es una norma publicada por las cadenas británicas de supermercados, que exige una aprobación documentada para garantizar la seguridad y calidad alimentaria. Entre los distribuidores que la consideran fundamental se encuentran Asda, Tesco, Waitrose o Sainsbury's. Esta norma no sólo afecta a Reino Unido, también se toma como referencia en otros muchos países. "Tanto en Dos Hermanas como en Vilches obtuvimos la categoría A en auditorías no anunciadas", indican desde Acesur.

Por su parte, la certificación IFS (International Food Standard) es una norma de seguridad y calidad alimentaria que fue publicada por la unión alemana de cadenas de supermercados y que ha sido adoptada por sus equivalentes francesa e italiana. Entre estos distribuidores que la consideran indispensable se encuentran Aldi, Lidl, Carrefour, Auchan y Metro. Al igual que ocurre con BRC, IFS se ha extendido a otros países, no sólo a los tres que la adoptaron originalmente.

"El cumplimiento de estos altos estándares de calidad es imprescindible para nuestros clientes internacionales más importantes, por lo que si nuestras plantas no superasen estas auditorías no sería posible estar presentes en los principales lineales de todo el mundo, tal y como estamos en estos momentos", aseguran desde la compañía.

Además, las fábricas de Puente del Obispo, La Roda, Jabalquinto y Tarancón de Acesur cuentan con el certificado ISO 14001 de gestión ambiental y con el certificado ISO 9001, de gestión de calidad. La empresa realiza, asimismo, más de 200 controles diarios de sus productos.