Aral Digital.- Las ventas de champagne han alcanzado las 3.689.307 botellas en 2010, lo que supone un incremento del 23,8%. “Las expediciones de champagne en 2010 recuperaron una parte importante de cuota regresando poco a poco a los datos de 2007 (4,5 millones)”, indica el Bureau du Champagne.

En España, las ventas se han concentrado en los champagnes brut con un alza importante de los rosados. “España sigue siendo un mercado muy marquista pero cada vez más interesado en conocer nuevas calidades y ensamblajes de champagne y ello se refleja en la creciente presencia de champagnes de maisons, cooperativas y viticultores”, remarca la oficina.

España mantiene el octavo lugar del mercado exterior de los vinos de champagne, tras Inglaterra, Estados Unidos, Alemania, Bélgica, Japón, Italia y Suiza. Las expediciones totales del vino francés en 2010 fueron de 319.510.832 botellas, un 8,93% más que en 2009. El mercado galo fue de 184.998.231 botellas ( 2,34%) y la exportación de 134.512.601 botellas ( 19,50%).

“El gran esfuerzo realizado por todos los profesionales españoles, y la amplia representación de gamas y marcas que existen actualmente en nuestro país, ha favorecido sin duda esta recuperación”, explica la entidad. Asimismo, destaca “la apertura de nuevos puntos de venta y el impulso del sector hostelería que ha contribuido a acercar el champagne a todos los consumidores españoles”.

El grueso del consumo sigue instalado en Francia y en el resto de la UE, aunque destaca el avance de la demanda tanto en el este de Europa como en el continente asiático. Por porcentajes, los tres primeros mercados se han recuperado ostensiblemente con los datos de: Inglaterra ( 16,3%), Estados Unidos ( 34,9%) y Alemania ( 21,6%).