AMDPress.- Las industrias extractoras de aceite de orujo de oliva de la provincia de Jaén van a convocar paros parciales de su actividad en noviembre y diciembre, coincidiendo con los momentos álgidos de la presente campaña aceitera y, por tanto, con la época en que las almazaras producen más residuos contaminantes.

La decisión de los paros, defendida por la Asociación Nacional de Extractoras de Orujo (ANEO) se fundamenta en que los empresarios del sector se sienten completamente abandonados tanto “por el Gobierno como por la Junta de Andalucía, por el propio sector aceitero y por parte de la opinión pública de los pueblos” donde se asientan estas industrias, según Fernando Muñoz, presente de la asociación.

Muñoz también ha señalado que los orujeros todavía están esperando que el Ministerio de Agricultura financie una segunda campaña publicitaria de los aceites de orujo en televisión y de mayor presupuesto que la primera, que se emitió tras la crisis desatada por la alerta alimentaria decretada por la ex ministra de Sanidad Celia Villalobos en 2001.