El precio de producción anual de los pistachos representa más de 1,16 mil millones de dólares de la economía de California y más de 15 millones de dólares de los estados de Arizona y Nuevo México. Actualmente, los estados de California, Arizona y Nuevo México, representan el 100% de la producción del pistacho comercial en Estados Unidos. California, abarca el 98,5% del total con más de 610.000 hectáreas plantadas a lo largo de sus 22 condados. Hay un total de 850 productores en los Estados Unidos.

Los productores de American Pistachio Growers (APG) han descubierto las ventajas y los secretos de su trabajo para que el campo y el ecosistema prosperen en el futuro y conseguir unos pistachos de excelente calidad. Así, para que los pistachos americanos tengan su sabor, color y forma característica, los productores agrícolas miembros de APG tienen muy presente la importancia de proteger los hábitats naturales y sus cultivos. De este modo, son muy cuidadosos con la gestión del agua, el uso de tecnologías y los procesos para reducir el impacto medioambiental o el empleo de métodos de control de plagas diseñados por la naturaleza, entre otros.

California es uno de los estados de Estados Unidos con más problemas con el agua por las sequías, su alto coste, la normativa que la limita, y una necesidad creciente de desviar agua hacia los centros urbanos de mayor población. Los productores de APG utilizan las tecnologías más avanzadas en riego directo para sus campos, lo que les garantiza que se utiliza en cada cosecha de una manera prudente y a la vez se nutre el árbol adecuadamente para una calidad máxima. También, emplean controles de plagas naturales, que comúnmente se denominan Gestión Integrada de Plagas (IPM, Integrated Pest Management).

Popularmente se suele decir entre los agricultores que algunos cultivos son para su familia. El árbol del pistacho es un caso especial: se cultiva para los nietos. Es así porque se necesitan de cinco a siete años para que un campo produzca un cultivo comercializable y porque el árbol del pistacho tiene un período de vida muy largo, así que se planta pensando en las siguientes generaciones de agricultores de la familia en mente. Un campo de árboles de pistacho es un auténtico legado. Por eso los productores de American Pistachio Growers (APG) cuidan muy cuidadosamente su tierra y su entorno, para que el campo y el ecosistema prosperen en el futuro y conseguir unos pistachos de excelente calidad.

Según explican desde la APG, los pistachos americanos son un nutriento rico en antioxidantes, vitaminas, proteína y fibra. Estan libres de colesterol y solamente contienen 1,5 gramos de grasas saturadas y 12,5 gramos de grasa saludables, provinentes de las grasas monosaturadas y la polinostauradas. Además, contienen una significante cantidad de potassio, 300mg, y 3gr de fibra.