El Grupo Inversor Ecológico Bomar ha celebrado esta mañana la inauguración de sus nuevas instalaciones, Olivamente, una almazara en Lobón (Badajoz) con la presencia del presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, la consejera de Agricultura, Desarrollo Rural y Territorio, Begoña García Bernal; y el alcalde de Lobón, Roberto Romero.

El proyecto, puesto en marcha por la empresa Dalmadel y por Gonzalo Murillo bajo el paraguas de Grupo Inversor Ecológico Bomar, ha contado con una inversión de más de 6 millones de euros, y está muy enfocado a dar servicio a los agricultores de olivar superintensivo de Extremadura y de la región portuguesa del Alentejo, que hasta este momento no contaban con una almazara cercana de estas dimensiones para transformar sus producciones.

Olivamente será la primera almazara de la región en ofrecer a los agricultores un servicio integrado de asesoramiento, recolección, molturación y almacenamiento de hasta 3,5 millones de kg en sus 28 depósitos. “En la actualidad, no hay otro proyecto que pueda ofrecer 38 máquinas de recolección, asesoramiento integral para el cultivo y transformación del producto, todo con un mismo proveedor y a partir de ahora nuestra empresa puede hacerlo”, según ha explicado el director del proyecto, Gonzalo Murillo.

Fernández Vara destacó en su intervención la enorme oportunidad de crecimiento que tiene el sector del olivar, haciendo hincapié en que el “el olivar tradicional puede y debe convivir con el olivar superintensivo”. Asimismo, el presidente de la Junta de Extremadura insistió en que “las Administraciones tienen que estar para ayudar y acompañar, no para dirigir”, al hablar de la colaboración que se ha prestado al proyecto de Olivamente.

Por su parte, el alcalde de Lobón, Roberto Romero, agradeció a los impulsores del proyecto que hayan elegido esta localidad para construir la almazara y destacó que “el Ayuntamiento apoya decididamente iniciativas como esta, que sin duda ayudarán a generar empleo y riqueza en nuestra localidad y en toda la comarca”.

Esta nueva almazara tiene capacidad para molturar hasta 40 millones de kg en una campaña de 60 días, que está preparada, si fuera necesario, para ser ampliada hasta los 75 millones de kg solo con la incorporación de nueva maquinaria.

Por otra parte, Olivamente brinda un servicio de cotizaciones del aceite que los agricultores guarden en la almazara, lo que les permite decidir el momento idóneo de la venta, mientras el aceite se mantiene almacenado en los depósitos equipados con sistemas de inertización que evitan la oxidación, garantizando la estabilidad y la calidad organoléptica de los aceites durante largos períodos de tiempo.

Está previsto que la almazara comience su actividad este mismo mes de octubre molturando entre 10 y 12 millones de kg de aceituna, para desarrollar ya toda su capacidad productiva en la campaña de 2021.