Palancares Alimentación, la empresa de Grupo Fuertes dedicada a la elaboración de quesos y productos lácteos, cerró el último ejercicio con un incremento en la facturación de un 7,1%, lo que supuso unas ventas de 13,4 millones de euros. La compañía comercializó 4.400 toneladas de producto, entre todas las variedades de queso que produce, frescos y prensados de vaca, oveja y cabra.

Durante este año, la empresa tiene previsto realizar una inversión de 300.000 euros para ampliar la línea de quesos fundidos, que le permitirá ampliar significativamente su capacidad productiva. Esta cantidad se suma a los 1,2 millones invertidos el ejercicio anterior para la puesta en marcha de una nueva línea de ultrafiltrado.

En el capítulo internacional, Palancares Alimentación se ha hecho un hueco en nuevos mercados como Canadá y Australia y ha conseguido que el 10% de todas sus ventas procedan de la exportación a países como Alemania, Inglaterra, Costa Rica, República Dominicana o Japón.

La compañía ha lanzado este año al mercado un queso ibérico, bautizado con el nombre de 'Legado'. Otro de los nuevos productos que la empresa comercializará este año es el Queso Ahumado, de pasta prensada. Se trata de un queso mezcla de vaca, cabra y oveja, firme, pero cremoso y suave, de olores y aromas tostados, con toques dulces y avellanados.