Aral Digital.- SOS Corporación Alimentaria ha cubierto la ampliación de capital de 200 millones de euros que inició el pasado 23 de noviembre de forma anticipada con una sobresuscripción en la segunda fase, sin que haya sido necesario recurrir a la vuelta discrecional, destinada a inversores externos.

El grupo propietario de los aceites Carbonell y Koipe destacó que los accionistas de SOS han acudido “de forma significativa” a la convocatoria, en especial los minoritarios, que han representado el 94% del total de los suscriptores. Además, los inversores internacionales concentran el 25% de las suscripciones.

A través de esta operación, el grupo Ebro Foods se incorpora como accionista a SOS Corporación, en cuyo consejo de administración contará a partir de enero con dos representantes, Antonio Hernández Callejas y Demetrio Carceller, presidente y consejero de Ebro Foods, respectivamente. El acuerdo entre SOS y Ebro recoge además la venta de la división arrocera por 195 millones de euros, una operación a la que las entidades financieras acreedoras de SOS han dado el visto bueno “por una amplia mayoría”.

“El grupo ha cumplido en tiempo y forma los compromisos que había adquirido con sus accionistas y con las entidades acreedoras”, ha destacado la compañía que preside Mariano Pérez Claver, que ha avanzado que, una vez completado el proceso de ampliaciones de capital, tiene previsto firmar el contrato de crédito el 29 de diciembre, de acuerdo con lo recogido en el contrato suscrito el pasado mes de julio.

Tras este proceso de recapitalización, SOS reducirá su deuda y triplicará sus fondos propios, que pasarán de 350 millones de euros a aproximadamente 1.001 millones. Al mismo tiempo, la liquidez que supone la ampliación permitirá a la compañía “potenciar de forma significativa su plan de negocio”. Este plan, según ha detallado, apuesta por reforzar la presencia del grupo en mercados emergentes, como Brasil, Japón, y China, donde SOS prevé tener “presencia directa” en el primer semestre de 2011.

La compañía ha recalcado que sus marcas han ganado cuota en todos los mercados en los que opera, y, en especial, en España y Estados Unidos, con un crecimiento de 1,5 y 2,5 puntos respectivamente. “Estas cifras demuestran el potencial del negocio, respaldado ahora con la masiva cobertura de la ampliación de capital”, ha destacado.

Pérez Claver ha afirmado que el grupo “ha demostrado, una vez más, su fiabilidad en el cumplimiento de sus planes y compromisos”. “Así lo han sabido ver los accionistas, que han dado su apoyo masivo a la ampliación, e inversores de la envergadura de Ebro Foods, que se han unido al proyecto de SOS convencidos de su potencial”, ha añadido.