AMDPress.- El Consejo de Administración del Grupo Leche Pascual, en reunión plenaria celebrada ayer, jueves 30 de marzo, ha aprobado el nombramiento como presidente de la compañía de Tomás Pascual Gómez-Cuétara, primogénito del recientemente fallecido fundador y presidente del grupo, Tomás Pascual Sanz. Además, Gómez-Cuétara conservará el cargo de consejero delegado de la empresa, que ha desempeñado durante los últimos diez años.

Tomás Pascual Gómez-Cuétara, de 43 años y nacido en Santander, es ingeniero industrial por la Universidad Politécnica de Madrid y Master of Business Administration por el Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT). Antes de incorporarse a Pascual en 1991, realizó prácticas en el departamento de ventas de White Rock, compañía alimentaria neoyorquina, y en Bank of America.

De vuelta a España, adquirió un completo conocimiento del Grupo Leche Pascual pasando, entre 1991 y 1996, por las diferentes áreas de la empresa, como los departamentos de compras, fabricación, I D, calidad y comercial. En 1996, es nombrado consejero delegado del grupo, asumiendo la dirección estratégica de la compañía y el control de la gestión operativa de todas las direcciones generales.

Su mandato como consejero delegado, bajo la presidencia del fundador, Tomás Pascual Sanz, ha supuesto la expansión y consolidación de la empresa. Durante los últimos diez años, su gestión se ha caracterizado por la apuesta por una creciente diversificación de productos, el esfuerzo inversor y la vocación innovadora, que se traduce en el lanzamiento de productos como Biofrutas, Yosport o Vivesoy. Asimismo, bajo la dirección de Tomás Pascual Gómez-Cuétara, la compañía acometió un plan de internacionalización que la ha llevado a estar presente en más de 80 países.

Con el fin de consolidar este modelo empresarial, Tomás Pascual Sanz aseguró su sucesión formalizando un protocolo familiar que establece los parámetros que deben regir la futura dirección de la compañía y regula las relaciones de los miembros de la familia con el grupo. Según éste, los órganos de dirección de la empresa guardan un equilibrio entre el papel de accionista que asume el Consejo de Familia, la tarea de asesoramiento de los miembros independientes del Consejo de Administración, y el perfil ejecutivo de los profesionales que integran el Comité de Dirección, encargado de la gestión diaria del grupo, que cuenta actualmente con una gama de más de 300 productos, 22 plantas y más de 4.500 empleados.