AMDPress.- El grupo angloholandés Unilever registró unos beneficios antes de impuestos de 2.100 millones de euros en el primer semestre de 2003, un 7% menos que en el mismo período del año anterior. En el segundo trimestre, las ganancias se situaron en 1.000 millones de euros, un 26% menos que en los mismos meses del ejercicio precedente.

El grupo, que continúa desarrollando la estrategia “Camino hacia el crecimiento”, basada en la concentración en marcas líderes, considera que estos resultados responden a la previsión anual. Como ya se informó, Unilever modificó a la baja sus estimaciones para 2003. En un principio, la compañía había previsto un incremento del 5% en sus 400 marcas principales (entre ellas, la mayonesa Hellmann's, el helado Magnum y el jabón Dove), porcentaje que redujo hasta el 4% tras los resultados del primer trimestre.

Según el grupo, las ventas de estas marcas han crecido un 3,1% en el primer trimestre de l año, representando el 90% de los ingresos. Además, Unilever ha destacado los “excelentes progresos” de sus productos de salud y cuidados personales, así como en la integración de adquisiciones y en sus planes de reestructuración.