Damm da un paso más para integrar la sostenibilidad a toda su estructura de negocio. La compañía se adhiere a la iniciativa Lean&Green para reducir el impacto que se genera a partir de su actividad logística. Concretamente, se compromete a reducir un 20% sus emisiones de CO2 en un plazo máximo de cinco años.

La adhesión de Damm a esta iniciativa global pone de manifiesto el compromiso de la compañía para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, así como el impulso hacia la descarbonización. En este sentido, Damm se encuentra inmersa en un plan de transformación de su flota de vehículos hacia otros impulsados por gas natural o vehículos eléctricos que generen el mínimo impacto ambiental, así como en la aplicación de nuevos sistemas de embalaje sostenible.

“La apuesta de Damm por crecer al tiempo que reducimos el impacto de nuestra actividad es una constante en la compañía, asegura Juan Antonio López Abadía, director de Optimización de Energía y Medio Ambiente de Damm; en este sentido, nuestra adhesión a la iniciativa Lean&Green supone redoblar nuestro compromiso en el ámbito de la logística, donde ya estamos trabajando para que nuestra actividad y la de nuestros colaboradores sea tan sostenible como sea posible”