Hijos de Rivera ha dado un paso más en su apuesta por un modelo energético más sostenible con la puesta en marcha de una instalación fotovoltaica en la cubierta de su fábrica de cerveza en A Coruña, cuya instalación ha estado en manos de EDF Solar.

Dicha planta fotovoltaica cuenta con 977 paneles solares con una potencia de 415,4 kWp y ocupa una superficie total de 8.000 metros cuadrados. Su producción anual estimada es de 615.953 kWh, el equivalente al consumo medio anual de cerca de 200 hogares, lo que supone el 2,5% del consumo de la fábrica de Estrella Galicia.

La empresa reducirá así su volumen de emisiones de CO2 a la atmósfera en casi 200 toneladas, disminuyendo de este modo su huella de carbono, concretamente las emisiones indirectas o de alcance 2, que son las derivadas del consumo de electricidad de la red. Esto tendrá un efecto positivo en la calidad del aire similar al que generarían 20.942 árboles.

De esta forma, Estrella Galicia refuerza su compromiso ambiental. Ya en 2019 Hijos de Rivera demandó la garantía de origen de toda la energía consumida con el objetivo de acreditar que procedía de fuentes renovables y su propósito es continuar acometiendo inversiones que le permitan seguir avanzando en este sentido.