Las plataformas de digitalización de catálogos consiguen impactar a un consumidor interesado en el producto que consulta y, por tanto, la conversión a visita a tienda y a compra es muy elevada. Los datos del estudio anual sobre hábitos de consumo que la consultora GFK Emer realiza para Ofertia.com así lo confirman: el 48,6% de los usuarios de la app y plataforma online han visitado algún establecimiento físico para comprar productos que han visto previamente en los catálogos de ofertas.

Este alto porcentaje de conversión revela que la búsqueda de ofertas en Internet para, posteriormente, comprar en la tienda física es una tendencia al alza en nuestra sociedad. Tras la consulta de la app y web de Ofertia, Supermercados es la categoría que mayor conversión a compra tiene. Casi el 60% (57,3%) de los usuarios de Ofertia han comprado algún producto en tiendas de alimentación, lo que tiene sentido si consideramos que ésta es la categoría con una mayor frecuencia de compra.

En segundo lugar se encuentra Bricolaje y Jardín con un porcentaje de conversión a compra del 45,6%. Hogar y decoración, y Electrónica son las dos categorías con menor conversión, con un 22% y 15,29% respectivamente. Ello es debido a que el ticket medio de los productos que se adquieren en estos establecimientos es mucho más elevado que en Supermercados, por ejemplo, y por ello, el proceso de compra también es mucho más largo en el tiempo.

Irrupción de Internet

La irrupción de Internet ha revolucionado el comportamiento de los consumidores. Según los datos del estudio de GFK, el 40% de los encuestados usan de manera recurrente Ofertia para preparar las compras e informarse de las ofertas, mientras que el 27,4% usa la app y web para encontrar las ofertas de un distribuidor concreto. Finalmente, menos de un 20% (el 18,8%) tenía una necesidad de compra de un producto en particular y quería ver las opciones disponibles en la red.

Todo ello demuestra que cada vez más los consumidores preparan sus compras a través de la app y plataforma de Ofertia porque han comprobado que, con la información obtenida a través de la plataforma, sacan un mayor provecho de su presupuesto de compra y pueden ahorrar hasta un 20%.

El folleto digital

En la era digital, se podría pensar que el catálogo impreso no tiene cabida, pero lo cierto es que sigue siendo una de las principales herramientas de comunicación de ofertas. Sin embargo, el folleto físico tiene ciertas carencias que el catálogo online puede solucionar. Una de ellas es el alcance y relevancia para una parte importante de la población, más joven y digital. De entre los 7.700 usuarios encuestados, tan sólo el 19,2% habían visto y leído el catálogo en papel, y el 6,4% lo había visto pero no lo había leído.

El 74,4% restante, ni siquiera tenían conocimiento del catálogo en papel y no lo habían visto por preferir el formato digital o simplemente porque no lo recibieron en sus hogares. Las estrategias de comunicación mixtas, que combinan la cobertura y visibilidad del formato papel con la eficacia y medición del catálogo digital, se posicionan, así, como la solución ideal para impactar al consumidor y tener una mayor conversión a compra.