Covirán se ha unido al proyecto Pera (Programa Escolar de Refuerzo Alimentario) que ofrece a los estudiantes más necesitados un completo desayuno diario en el propio colegio, proporcionándoles leche chocolatada, pan y jamón. 169 alumnos de diferentes centros se benefician de esta iniciativa a la que la enseña de supermercados ha querido sumarse. A comienzos de año, el consejero delegado de Covirán, Luis Osuna, firmó con el secretario de Estado, Joao Manuel Casanova de Almeida, el protocolo de colaboración al proyecto Pera en la población de Sintra.

Esta iniciativa impulsada por el Ministerio de Educación y Ciencia (MEC) tiene como meta llegar a todas las escuelas del país, con dos objetivos fundamentales, facilitar un desayuno completo a los alumnos con necesidades alimenticias y concienciar a las familias y a los alumnos de la importancia de un desayuno saludable tomado en casa.

La colaboración de Covirán con este programa de desayunos en las escuelas portuguesas se inscribe dentro de su política de responsabilidad social empresarial, y tiene como objetivo promover una mejor educación y unos mejores hábitos alimenticios entre los estudiantes más necesitados en edad escolar. Es una manera de contribuir a mejorar el día a día de cientos de niños y jóvenes que sufren carencias alimenticias más allá de fronteras o países.