Eroski se ha convertido en la primera cadena de distribución de gran consumo en publicar declaraciones ambientales de productos de marca propia. Verificadas por el programa Aenor GlobalEPD, conforme a Reglas de Categoría de Producto (RCP) emitidas por el Programa International EPD System. Las declaraciones ambientales se han desarrollado en colaboración con sus productores de huevos camperos del País Vasco, Euskaber, y de leche del País Vasco, SAT Valle de Karrantza, y su envasador Lácteos de Santander, junto con el Basque Ecodesign Center.

Las declaraciones ambientales (Environmental Product Declarations, EPD) proporcionan un perfil ambiental transparente, comparable y verificable conforme a normas internacionales y basado en el análisis del ciclo de vida (ACV). Al realizarse siguiendo unas reglas específicas por tipo de producto, permite la comparación del perfil ambiental de productos del mismo tipo.

Los informes incluyen de forma detallada información como el consumo de recursos materiales, agua o energía desde la granja hasta la gestión del residuo que se genera en el hogar del consumidor. También desglosan los impactos ambientales que generan los productos para distintas categorías como cambio climático, acidificación y eutrofización, entre otras.

“En Eroski estamos comprometidos con un modelo alimentario sostenible y avanzamos para ofrecer al consumidor nuevas opciones para una alimentación más saludable y más responsable” ha afirmado el director de Salud y Sostenibilidad de Eroski, Alejandro Martínez Berriochoa.

Los informes incluyen de forma detallada información como el consumo de recursos materiales, agua o energía, así como los impactos ambientales

“Estas declaraciones son una garantía para que nuestros clientes tengan una información ambiental muy completa sobre el producto. Dada la alta penetración de la leche y los huevos como categorías de consumo, la llegada de una mirada de sostenibilidad va a estar de manera cotidiana en la compra de muchísimos consumidores; con el efecto didáctico y pedagógico que tiene y que está ligado a nuestra vocación social como cooperativa de consumo y a nuestro compromiso con la formación del consumidor para que pueda tomar decisiones racionales a la hora de configurar su cesta de la compra”, concluye Alejandro.

Por su parte, el presidente de S.A.T. Valle de Karrantza, Ramón Arriola, ha destacado “el compromiso alimentario sostenible de Eroski. Asimismo, ha querido resaltar “la importancia que tiene una iniciativa así para puesta en valor de la sostenibilidad de un sector como el lácteo, tan relevante para la economía local”.