La enseña de supermercados que reagrupa a empresas independientes Intermarché y el Grupo DIA han creado una central de negociación común denominada CINDIA. Según explican las compañías, esta cooperación, "de igual a igual", concierne exclusivamente a Portugal, excluyendo por tanto las negociaciones a nivel internacional.

CINDIA será la encargada de negociar, desde este mismo año y de forma exclusiva, con los mayores proveedores de productos de marca de fabricante. El objetivo es optimizar las condiciones de compra beneficiando a las dos enseñas y mejorando al mismo tiempo la oferta de servicios a los proveedores.

El mandato de negociación que llevará a cabo CINDIA no incluye los productos frescos tradicionales provenientes de la agricultura y la pesca. Tampoco incluye las negociaciones con Pymes.

Intermarché y DIA seguirán gestionando de forma separada sus respectivas estrategias comerciales. De esta forma, ambas enseñas competirán con independencia en los mercados tanto a nivel comercial como en la gestión de sus puntos de venta.

Esta cooperación, a través de la central común CINDIA, permitirá a Intermarché y a DIA "competir de manera eficaz con los dos líderes de la distribución en Portugal y aportar también beneficios cualitativos y cuantitativos a los consumidores, preservando al mismo tiempo la competencia entre ambos grupos", según han explicado en un comunicado ambas empresas.