Lidl ha llevado a cabo una profunda renovación de uno de sus establecimientos en Coslada (Madrid). Con la reapertura, la plantilla se ha ampliado en un 50% hasta alcanzar los 18 empleados. La compañía ha invertido 3 millones de euros en esta nueva tienda, con el objetivo de ampliar sus servicios, modernizar sus instalaciones y mejorar la experiencia de compra de sus clientes.

La nueva tienda de Lidl, con una superficie de ventas de más de 1.300 metros cuadrados, incorpora las últimas novedades en pescado fresco, charcutería, pan y bollería recién horneados, fruta y verdura, carne fresca y producto envasado, conformando un surtido de más de 1.850 referencias.

La tienda, diseñada según la nueva imagen de la compañía, se ha construido bajo los criterios de eficiencia energética y sostenibilidad medioambiental que Lidl incorpora para sus nuevas aperturas. Además de sistemas de refrigeración de bajo consumo, el establecimiento incluye iluminación LED en todos sus puntos de luz.

Esta apertura se enmarca en la estrategia de Lidl de ampliar y mejorar su red de establecimientos. Actualmente, la empresa dispone de 60 tiendas en la Comunidad de Madrid y más de 1.400 empleados.