ARAL Digital.- Makro ha creado un nuevo formato de tienda dirigida a hosteleros y detallistas de alimentación que se ubicará en el centro de las ciudades. Así, el primer centro de estas características abrirá sus puertas a escasos diez minutos de la madrileña Puerta del Sol, en la calle Paseo Imperial, 40-42, el próximo mes de diciembre. “El objetivo es estar más cerca de los profesionales de la Hostelería y el Turismo”, afirma el director general de Makro, José María Cervera, que ha puntualizado que “con este formato los clientes ganarán tiempo y por tanto dinero”. El nuevo centro supondrá la creación de 480 empleos, entre directos e indirectos. Con esta apertura, serán 6 los centros que Makro tendrá en la Comunidad de Madrid, junto con el de Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Barajas y Leganés, que actualmente atienden a cerca de 250.000 clientes. Los usuarios de Makro tendrán a su disposición 5.000 referencias en los 1.600 m2 de superficie de sala de ventas que tendrá este centro, dedicadas tanto a Alimentación como a No Alimentación.

El nuevo formato mantiene la venta al por mayor y también funcionará con el Nuevo Modelo de Negocio que Makro está instalando en todos sus centros de España. Cervera ha anunciado que “los clientes que realicen la compra en esta tienda disfrutarán de otra novedad: la posibilidad de solicitar el envío de la compra a su restaurante, evitando así realizar la carga y descarga de la compra realizada. Ésta se realiza manteniendo la cadena de frío para que el producto fresco llegue en las mejores condiciones”. Makro ha realizado una fuerte inversión en la rehabilitación y remodelación del edificio donde se ubicará la nueva tienda. Se trata de una construcción sostenible y respetuosa con el medio ambiente que tendrá una fachada bioclimática y estará dotado de placas solares y de un sistema de recuperación de energía. Los clientes tendrán a su disposición tres plantas subterráneas de parking gratuito con acceso directo a la tienda, a la que también podrán acceder, directamente desde la calle, los clientes que lleguen a pie, en autobús o metro.