ARAL Digital.- Sonae Sierra, con motivo del Día Mundial del Medioambiente que se celebra hoy 5 de junio, ha dado a conocer los resultados obtenidos en cuestiones medioambientales en todos los centros que gestiona en España. Así, a lo largo del pasado año, Sonae Sierra alcanzó un consumo medio de agua por visitante de 2,3 litros, frente a los 2,5 alcanzados en 2010. Esta disminución supuso un ahorro total de 9.682.480 litros de agua. Durante estos años, España se ha convertido en uno de los países de referencia en materia de reducción del consumo de agua dentro de la cartera de Sonae Sierra, presente en 11 países de todo el mundo. Por otra parte, el consumo eléctrico por m2 bajó de 310 kWh/m2 en 2010 a 293 kWh/m2 en las zonas comerciales, de ocio y los baños, lo que significó un ahorro total de energía de 1.019.219 kWh/m2.

Dentro de estos resultados, una de las actuaciones más exitosas llevadas a cabo en 2011 en los distintos centros comerciales de la compañía fue la instalación, en el centro comercial Luz del Tajo (Toledo), de iluminación LED y de sensores en ascensores para apagar las luces en el caso de que no se estuviera utilizando, lo que significó un importante ahorro de energía, 7.000 kWh al año, aproximadamente lo que puede consumir anualmente un hogar con una familia numerosa. Con esta medida, el centro ha sido capaz de ahorrar un total de 1.386 euros al año. Por otra parte, dentro del centro comercial GranCasa en Zaragoza, se llevaron a cabo varias campañas de sensibilización en materia de ahorro de agua, además de proceder a la reforma de los aseos, instalando urinarios sin agua, que contribuyen eficazmente a reducir su consumo. Gracias a estas medidas, el centro fue capaz de reducir su consumo de agua en un 0,5%.

La intención del centro es que, gracias a las campañas informativas de concienciación realizadas, empleados, comerciantes y, especialmente, visitantes tomen conciencia para reducir el consumo de agua en sus propios hogares. Según Elsa Monteiro, directora de Sostenibilidad de Sonae Sierra, “a lo largo de estos últimos años, hemos focalizado nuestra gestión en minimizar nuestro consumo de recursos naturales con el objetivo de reducir nuestro impacto medioambiental y repercutir positivamente en nuestros resultados económicos. En este sentido, Sonae Sierra ha sido una compañía pionera en la integración de los principios de cuidado medioambiental en el negocio de los centros comerciales, por lo que ha sido recompensado con numerosos premios y reconocimientos, al tiempo que se ha obtenido la certificación ISO 14001 para nuestro sistema de gestión ambiental. En definitiva, estamos orgullosos de estar al frente en el desarrollo y gestión de centros comerciales verdes”.

Sonae Sierra también apostó por aumentar sus horas de formación para sus empleados, pasando de 550 en 2010 a 623 en 2011 ( 13,3%). A lo largo de los últimos años, Sonae Sierra ha implantado un sistema de gestión de la Responsabilidad Corporativa que permite monitorizar el desempeño realizado y mejorarlo de manera continua, centrándose en aquellas áreas de mayor interés para el negocio. La compañía ha definido objetivos de Responsabilidad Corporativa a medio plazo para cada área de interés para todos los centros comerciales en cartera, orientando su actividad para la consecución de esos resultados con horizonte en 2020.