AMDPress.- Las ventas de la firma especializada en venta directa Avon registraron una cifra de 1.380 millones de euros (1.610 millones de dólares), lo que representa un crecimiento del 11% en relación al mismo período del año anterior, el mejor obtenido en nueve años, según ha apuntado la compañía. El crecimiento del 15% registrado en el negocio de belleza de la compañía ha contribuido en especial a estos resultados. Sin incluir el impacto del cambio de divisas, el aumento de ventas se ha cifrado en un 9%.

El beneficio operativo, por su parte, se ha situado en más de 180,8 millones de euros (211 millones de dólares) durante el trimestre, con una tasa de crecimiento del 36% respecto a 2002, mientras que el beneficio neto ha crecido un 47%, hasta alcanzar la cifra de unos 1.141,1 millones de euros (1331,1 millones de dólares). Andrea Jung, presidente y consejero delegado de Avon, ha mostrado su satisfacción ante un nuevo período de crecimiento de la compañía y la buena marcha de sus operaciones de venta directa.

La región europea ha alcanzado un crecimiento del 23% en términos de dólar y del 14% en moneda local, mientras que el beneficio operativo lo ha hecho en un 53%. Rusia ha vuelto a desarrollarse especialmente bien, logrando un incremento de ventas del 60%. El interés de la firma por esta región queda patente con el inicio de la construcción de una gran planta en Moscú, para afrontar la creciente demanda de los consumidores de productos de belleza en uno de sus principales mercados en crecimiento.

El acumulado de los nueve primeros meses del año también ha sido positivo, superando el 9% (10% excluyendo el impacto del cambio de moneda extranjera) de la cifra de ventas, hasta más de 4.046 millones de euros (4.720 millones de dólares).