AMDPress.- La multinacional estadounidense Colgate-Palmolive cerró el cuarto trimestre de 2001 con un incremento en su beneficio del 3%, hasta los 295,3 millones de dólares (340,4 millones de euros), cifra inferior a la esperada por los analistas en sus previsiones anuales. La facturación del grupo en este mismo período se mantuvo en los 2.410 millones de dólares (2.778 millones de euros). Reuben Mark, presidente de la multinacional, ha señalado que "con las condiciones económicas débiles en el mundo entero, estos resultados suponen un fin fuerte a un año fuerte".

El negocio de Colgate en Europa, que supone el 20% de las ventas de la compañía, ha afrontado este cuarto trimestre con un crecimiento en volumen del 4,5%, destacando la evolución de países como Reino Unido, Bélgica, Suiza, Holanda, Grecia, Rusia, Polonia y la República Checa.