AMDPress.- El grupo textil Sáez Merino, fabricante de las enseñas de ropa juvenil Lois, Cimarron, Caroche y Caster, iniciará este año un plan de apertura de establecimientos bajo sus propias marcas, según informó la compañía. La intención del grupo es crear una red de distribución con 46 tiendas a finales de 2005. Para ello, tiene previsto recurrir a tiendas propias y franquiciadas, y a la creación de establecimientos junto a distribuidores.

Según explicó ayer el director general del grupo, Vicente Sáez Merino, el objetivo es que estas tiendas, que utilizarán las distintas marcas de la firma en función del país y del público al que se dirijan, aporten entre el 10 y el 12% de la facturación. “Hemos concebido esta red de distribución propia como un medio de marketing, para tener presencia en la calle, no como una forma de competir con las cadenas multimarca”, señaló el directivo y socio de la empresa familiar.

La firma, que hasta ahora había abierto una tienda Lois en Madrid y otra Cimarron en París de forma experimental, destinará 2,2 millones de euros este año a las nuevas aperturas.

En 2005, la compañía prevé contar con 13 locales propios y 12 en régimen de franquicia en las principales ciudades europeas, además de otros 12 junto a sus distribuidores en Japón, sudeste asiático y países como Bélgica. La última línea estará compuesta por las tiendas de outlet o de restos de temporada, con otros nueve puntos de venta.

El grupo sufrió el año pasado la caída generalizada del consumo, con un descenso de su facturación del 11,47%, hasta los 130,9 millones de euros. Según Sáez Merino, el progresivo aumento de la presencia en Europa de grupos de distribución de confección, como Inditex o H&M, está teniendo una repercusión negativa en su negocio.

Este descenso afectó a la rentabilidad del grupo, que además se vio frenada por el pago de una indemnización por el cambio de distribuidor en Japón, su primer mercado exterior. De esta forma, el beneficio neto en 2002 de Sáez Merino ascendió a nueve millones de euros, un 34% menos que el año anterior.