AMDPress.- El nuevo Reglamento de Facturación, que entrará en vigor el próximo mes de enero, reconoce la validez de las facturas tramitadas por Internet, lo que permitirá a las empresas sustituir el papel por correos electrónicos. Para tener validez, las empresas tendrán que contar con un certificado de firma electrónica, documento que avala que el emisor del comprobante es realmente el empresario.

La Mesa de la Cámara del Congreso de los Diputados acordó el pasado mes de junio encomendar la aprobación del Proyecto de Ley de Firma Electrónica con competencia legislativa plena a la Comisión de Ciencia y Tecnología y publicarlo en el BO de las Cortes Generales.

El Proyecto de Ley, que ha sido elaborado por el Ministerio de Ciencia y Tecnología, en colaboración con los ministerios de Administraciones Públicas, Economía, Interior y Justicia, fue remitido por el Gobierno a las Cortes Generales tras haber recibido el informe favorable del Consejo de Estado.

La norma introduce elementos que contribuirán al desarrollo del comercio electrónico y de la Administración electrónica, como la firma de las personas jurídicas, que podrá ser utilizada en múltiples aplicaciones, en especial en procesos automatizados, como la realización de pedidos o la emisión de facturas, salvaguardándose la seguridad jurídica de la entidad titular y de los terceros que se relaciones con ella.