Aral Digital.- El Grupo Henkel ha adquirido a Akzo Nobel, los negocios de adhesivos y materiales electrónicos que previamente pertenecían a National Starch. Tras examinar las condiciones de competencia resultantes de la compra, la operación obtuvo el visto bueno de la autoridad correspondiente. “Esta adquisición representa un hito en nuestros más de 130 años de historia y sitúa a Henkel en una senda de mayor crecimiento”, comenta Ulrich Lehner, presidente mundial de Henkel.

Los dos negocios de National Starch, adquiridos ahora por Henkel, generaron, en 2007, ventas por valor de 1.830 millones de euros. El precio de compra fue de 3.700 millones de euros. Tras la integración, las ventas anuales totales de la división Adhesives Technologies de Henkel aumentarán hasta alcanzar unos 7.500 millones de euros. Henkel espera que se produzcan sinergias derivadas de la adquisición por un valor de entre 240 y 260 millones de euros al año, y anticipa que la materialización de todo el potencial sinérgico se producirá de 2011 en adelante.

“Haremos todo lo que esté en nuestra mano para integrar esta excelente compañía, sus empleados y productos, con facilidad y rapidez”, añade Ulrich Lehner. Henkel proporcionará una actualización de la marcha del proceso de integración coincidiendo con la presentación de resultados del primer trimestre, prevista para el próximo 7 de mayo.

La adquisición de los negocios de adhesivos y materiales electrónicos de National Starch permiten a Henkel reforzar significativamente su posición en el mercado global de adhesivos, especialmente en el segmento industrial. El porfolio de productos de Adhesives Technologies de Henkel y el de los negocios adquiridos se complementan a la perfección.

En la division Adhesives Technologies, la adquisición tendrá un especial impacto sobre los adhesivos para packaging, los adhesivos para madera y el negocio de electrónica. Por ejemplo, Henkel cuenta con muy buenas posiciones de mercado en adhesivos laminados, que se usan en el packaging de productos de alimentación, mientras que National Starch es especialista en adhesivos por presión. Estas tecnologías estarán a disposición de un gran número de clientes, e incluso se espera que se desarrollen nuevas áreas de aplicación.

Por otra parte, Henkel también verá reforzada su posición de mercado en distintas regiones. Por ejemplo, la cuota de ventas en la región Asia-Pacífico aumentará de un 8% a un 12% y además se duplicará la cuota de adhesivos en particular, debido a la fuerte posición que ostentan ambas compañías en esta región. Al mismo tiempo, la excelente posición de Henkel en Europa, y en especial en Europa del Este, puede acelerar su expansión gracias al uso de las redes de distribución de Henkel para vender los productos de National Starch.