Aral Digital.- KH Lloreda ha presentado hoy, 14 de septiembre, a los medios de comunicación su nueva planta logística, totalmente automática y que integra la última tecnología RFID gracias a la cual se pueden almacenar y mover hasta 7.000 palés sin la intervención de operarios. Este almacén, que está ubicado en el polígono Can Castells de Canovelles (Barcelona), ha supuesto una inversión de nueve millones de euros.

“La creación de este proyecto ha supuesto un reto para la compañía y tuvimos muy claro desde el principio que nuestro objetivo era desarrollar un sistema altamente automatizado que nos permitiera mejorar el control de nuestra logística y la calidad del servicio”, según ha afirmado hoy, Josep María Lloreda, presidente de la compañía.

El nuevo silo tiene una superficie de 1.772 metros cuadrados, ocho niveles de carga y una capacidad total de 6.912 palés.