AMDPress.- La Federación Europea del Envase de Vidrio (FEVE) ha dado a conocer los resultados del reciclado integral de envases de vidrio en 2004, que ha permitido que la industria vidriera europea haya introducido en sus hornos 30.638,74 millones de envases de vidrio para fabricar nuevas botellas y tarros, lo que supone un incremento superior a 500 millones de unidades respecto a 2003.

Esta cifra de reciclado ha producido un ahorro de materias primas estimado en 11.471 millones de toneladas. Por lo que se refiere al ahorro energético, en 2004 se economizaron 1,27 millones de toneladas equivalentes de petróleo, que suponen más de 300,5 millones de euros.

La aportación media de cada ciudadano europeo se situó en 68 botellas y tarros. Suiza, con 135 envases, es el país con mayor número de envases reciclados por habitante, seguido de Francia (109). Por su parte, Reino Unido, Italia y España han sido los países en los que se han producido mayores incrementos en relación con el año anterior. Así, los ingleses aportaron 557,7 millones más de unidades que en 2003, los italianos 147,4 millones más y los españoles crecimos en 129,8 millones de envases.

Durante 2004, se pusieron en el mercado cerca de 61.000 millones de envases de vidrio. El reciclado integral de estos envases posibilita que, a partir de los mismos, mezclados con el resto de materias primas, se fabriquen otros de idénticas características. El proceso se puede repetir indefinidamente, sin que se pierdan cualidades o material durante el mismo, siempre y cuando los ciudadanos introduzcan los envases de vidrio en los contenedores o iglúes.