Axis comunications, especialista en videovigilancia en red ha presentado las principales conclusiones de su informe “La tienda del futuro en España” realizado por la consultora Ipsos, que analiza perfiles y comportamientos del consumidor en el sector retail o venta minorista y las principales tendencias tecnológicas y conductuales que definirán la tienda del futuro. Según el informe, ofrecer experiencias y un servicio personalizado van a ser las claves en el sector de los próximos años. 

A la hora de realizar sus compras, un 58% de los españoles piensa que los espacios físicos y las tiendas virtuales son complementarios. Las tiendas físicas (34%) aún cuentan con más adeptos que los sitios web (8%). En este sentido, el 86% de los consumidores señalan como una de las principales ventajas de las tiendas tradicionales el hecho de que, al efectuar una compra en un espacio físico, se hace efectiva al momento. Además consideran importante el contacto con el producto y muchos acuden para explorar de cara a futuras compras (4 de cada 10). 

Desde la compañía tienen claro que la compra debe convertirse en "toda una experiencia" en el futuro

Según el informe, los compradores están moderadamente satisfechos con su experiencia en los establecimientos. Valoran positivamente la relación con los dependientes (3,8/5), destacando como factores más importantes la amabilidad, amplitud de conocimiento del producto y la disponibilidad para dar servicio a los clientes. Aunque también destacan la amplitud de stock (3,6/5) y la facilidad para encontrar el producto (3,5/5) 

Por el contrario, las opciones de envío del producto comprado en tienda se sitúan a la cabeza entre los puntos de mejora de las tiendas físicas. Asimismo, las herramientas digitales disponibles en las tiendas no son muy satisfactorias, siendo las peores las cajas registradoras automáticas (2,3/5), las pantallas para dar ambiente (2,4/5) y los armarios para recogida de artículos (2,4/5).

Planes de futuro

La tecnología es fundamental en las tiendas que los consumidores demandarán en los próximos años. De hecho, el 47% de los españoles espera que en el futuro se impulse la conectividad de las tiendas. Buscan comodidad en la compra, un ámbito en el que la tecnología, a través de cajas registradoras móviles para picos de venta, como robots o trabajadores equipados con tablets desplazándose por la tienda (23%), probadores virtuales con escáner morfológico (17%) y probadores digitales equipados con tablets y espejos interactivos (11%), juega un papel fundamental. 

En la línea de la comodidad,  para el 83% la decoración y la iluminación son importantes para establecer una relación fructífera con la tienda. Una música apropiada también es un factor a tener en cuenta (72%). Asimismo, casi 6 de cada 10 encuestados señala que un cliente habitual debe recibir un trato particular, y que un mayor compromiso con políticas de consumo y desarrollo ecológico son también factores a tener en cuenta.

“La tienda del futuro debe impulsar la experiencia del consumidor. El comprador demandará que el proceso de compra de un producto en un espacio físico no sea un mero intercambio, sino que cuente con todos los complementos necesarios para que se convierta en toda una experiencia”, señala Alberto Alonso, responsable de desarrollo de negocio de Retail para el territorio de Iberia en Axis Communications.