España ha sido el último país en acoger el proyecto medioambiental europeo "cada lata cuenta", dirigido por la Asociación Europea de Latas de Bebidas, Beverage Can Makers y que actualmente está vigente en los principales países europeos. Cada Lata Cuenta conciencia a la población y les informa sobre los beneficios medioambientales que el reciclaje tiene para nuestra sociedad y sus futuras generaciones.

El objetivo es mostrar al público el significado y relevancia del reciclado de latas de bebidas y su posterior utilización para la fabricación de nuevas latas u objetos de uso diario haciendo un especial hincapié, sobre lo importante que es la labor de reciclaje fuera de casa, a través de hábitos simples que están al alcance de todos gracias a la infraestructura ya existente en toda la península Ibérica.

También ayuda a comprender las posibilidades sin límite de los materiales metálicos, recursos inagotables y materiales permanentes que mantienen sus propiedades independientemente del número de veces que se hayan reciclado. Por esta razón, aborda la sostenibilidad de los materiales desde el punto de vista del envase que más se recicla en España y en todo el mundo: la lata de bebidas.

El pasado mes de julio arrancaba el proyecto en España. Los primeros escenarios elegidos han sido dos campamentos de verano de niños entre 6 y 16 años: "Gaia Camp" y "Layos Camp". En España se reciclan ya 9 de cada 10 latas de bebidas, y así se les comunicaba a los más pequeños: "buscamos reciclar la lata número 10 y vosotros nos podéis ayudar a conseguirla".