AMD.- La corporación Agrolimen controla ya el 75% de la compañía Congelats Reunits, propietaria de la cadena de alimentos congelados La Sirena, después de hacerse con el 25% que poseían los herederos de uno de los fundadores, Josep Maria Cernuda. El restante 25% de Congelats Reunits se mantiene en manos de otra de las fundadoras y actual presidenta de la compañía, Ramona Solé.

Los términos económicos de la operación no se han hecho públicos y los accionistas salientes han señalado, entre los motivos de su decisión, la pérdida de control sobre las decisiones que se toman en la compañía. En la actualidad, La Sirena cuenta con 110 tiendas propias y 30 franquiciadas y facturó 131 millones de euros en 2003, un 14% más que en el ejercicio precedente.

Por otra parte, conviene recordar que Corporación Agrolimen, que participa en compañías como Gallina Blanca, S.A., ingresó 215 millones de euros con la venta, el pasado 9 de enero, de Joyco, productora de caramelos y chicles, a la estadounidense Wrigley, poseedora de marcas como Orbit.