El grupo Campofrío ha incorporado a sus controles de trazabilidad un moderno sistema, basado en chips de tecnología RFID Gemwave. Este nuevo sistema, desarrollado por las empresas Gemplus y M&C, empresas internacionales líderes en este tipo de tecnologías, se basa en la incorporación de chips que guardan información del producto, desde el origen hasta la temperatura y condiciones por las que atraviesa en las distintas fases del proceso. Actualmente, el sistema, que realiza de forma automática el control del 100% de las piezas en cada etapa del proceso, está funcionando en las plantas de jamón curado de Madrid y Burgos y en las de carne fresca que Campocarne tiene en Madrid, aunque se tiene previsto incorporar en breve este sistema a todas las fábricas del Grupo y sus filiales.