AMDPress.- El grupo Carrefour ha elegido España para realizar una experiencia es pionera en el sector de la distribución a nivel europeo, ya que nuestro país será el primero donde se inaugure un nuevo servicio para sus clientes, bajo la denominación Carrefour Auto, que permitirá a éstos realizar operaciones simples de mantenimiento en su coche, como el montaje de neumáticos o el cambio de baterías, aceites y filtros, mientras realizan sus compras en el hipermercado. El grupo planea abrir en unos meses nuevos centros de este tipo en otros países europeos donde está presente.

Durante el pasado mes de marzo, Carrefour inauguró sendos centros Carrefour Auto en las localidades madrileñas de San Fernando de Henares y Villalba; y el plan de expansión de la empresa recoge la apertura de entre 10 y 15 centros anuales en nuestro país durante el cuatrienio 2002-05. La inversión prevista será de unos 18 millones de euros durante esos cuatro años.

En el transcurso del primer año, se realizará la apertura de un centro en cada región de España; y más adelante, en una segunda etapa, se abordará su implantación en todos los hipermercados donde no exista un centro Feu Vert, cadena de reparación de vehículos en la que Carrefour participa con un 50% en unión del grupo francés Monnoyeur, que posee el otro 50%.

Los nuevos establecimientos se ubicarán en el aparcamiento de los hipermercados de la cadena y cada centro atenderá una media de 5.000 vehículos al año. Tendrán una superficie de entre 200 y 300 metros cuadrados y estarán atendidos por una media de cinco profesionales entre los que se encontrará un mínimo de tres mecánicos. Su diferencia respecto a otros servicios postventa de automóviles, es que el cliente no necesita comprar personalmente el artículo que desea cambiar en su coche; tan sólo tiene que "encargar" el servicio de mantenimiento que desea realizar. El servicio funcionará sin necesidad de solicitar cita previa y estará disponible de lunes a sábado y festivos abiertos. Siempre será inferior a dos horas y las piezas instaladas contarán con la garantía de Carrefour, ya que serán las mismas que se comercializan en la sección de automóvil del propio hipermercado.