La huelga en el sector del comercio celebrada ayer en protesta por el decreto-ley elaborado por el Gobierno central para flexibilizar los horarios de apertura tuvo una mayor incidencia en las comunidades autónomas de Catalunya, Navarra y Madrid. Concretamente, en la Comunidad de Madrid los sindicatos UGT y CCOO cifraron en 100.000 los trabajadores que secundaron la huelga en el sector del comercio de la Comunidad Autónoma, situándose el porcentaje de seguimiento de la jornada de paro entre el 60 y el 65%. El secretario de Estado de Comercio y Turismo, Juan Costa, aseguró en el Congreso de los Diputados no entender los motivos de la huelga, e indicó que era "estrictamente sindical". Costa manifestó que con una mayor libertad de horarios "hay más posibilidades de crear empleo. El Gobierno ha calculado que esta medida puede crear en torno a los 25.000 empleos anuales". Por su parte, Juan Arenas, director general de la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (ANGED), señaló que, además de no comprender los planteamientos que se esgrimen para hacer huelga, "creemos que no se trata de motivos laborales sino de tipo político que tienen que ver con la firma del Decreto Ley que aprobó el Gobierno".