La compañía estadounidense de bebidas refrescantes Coca-Cola ha entrado en una puja con la multinacional francesa Danone por hacerse con la empresa de bebidas energéticas y cereales para el desayuno Quaker Oats. La oferta de Coca-Cola supera la que hizo en su día Pepsico, la primera compañía que se interesó por Quaker Oats y hoy fuera de la puja, de 15.000 millones de dólares (más de 2,93 billones de pesetas) y que fue rechazada por la firma de bebidas energéticas.