AMDPress.- El Consejo de Ministros del pasado viernes, 16 de enero, siguiendo el dictamen del Tribunal de Defensa de la Competencia (TDC), acordó no oponerse a la operación de concentración consistente en la adquisición de la cadena de supermercados Alcosto por parte de la catalana Caprabo por un importe de 300 millones de euros.

El TDC centró su análisis en los posibles efectos que tendría esta operación sobre la competencia en el ámbito de la distribución comercial minorista de bienes de consumo diario, en formato de libre servicio, en determinados municipios de la Comunidad de Madrid.

El Tribunal consideró que la operación no obstaculiza el mantenimiento de una competencia efectiva en los mercados afectados y presenta algunos elementos que podrían facilitar una mayor competencia entre formatos comerciales, incrementar el alcance geográfico de la capacidad competidora de la empresa adquirente y permitir a ésta la explotación de las economías de escala derivadas del mayor tamaño.

La incorporación de Alcosto sitúa a Grupo Caprabo con un total de 577 establecimientos comerciales y 32 estaciones de servicio repartidos en las 12 comunidades autónomas y 30 provincias españolas en las que opera. En total, en la compañía trabajarán aproximadamente 19.000 personas.