Aral Digital.- El Grupo El Corte Inglés ha abierto hoy, 26 de octubre, un centro que agrupa los formatos comerciales El Corte Inglés, Hipercor y Bricor, en el complejo Arroyosur de Leganés (Madrid). Esta es la primera vez que la compañía reúne, en una oferta conjunta, a los tres formatos.

La inversión que se ha destinado a este proyecto ha sido de 200 millones de euros, con una superficie construida de unos 170.000 metros cuadrados. En la construcción del complejo, que consta de tres ofertas comerciales unidas entre sí por una zona de aparcamiento común con capacidad para 3.800 vehículos, se han empleado las más modernas técnicas y tecnologías con el fin de convertir el espacio de compra en un lugar agradable y cómodo para los clientes. Por ello, se han utilizado materiales como el cristal que permite el paso directo de la luz natural.

El complejo Arroyosur da empleo a 1.526 personas, el 67% de las cuales son mujeres. Se trata de una plantilla joven, donde el 70% son menores de 30 años y cuya edad media es de 29 años. Como paso previo a la incorporación de estos tres establecimientos (El Corte Inglés, Hipercor y Bricor) se ha realizado un importante esfuerzo en formación del personal con 228 cursos y más de 3.600 asistentes a programas formativos.

Así, muchos de los profesionales han realizado varios cursos para desempeñar de forma óptima su trabajo y conocer los estándares de calidad y servicio al cliente que caracterizan al grupo de distribución.

Unidos los tres centros, estos ofrecerán al cliente una gran propuesta comercial en moda, ocio, alimentación, electrodomésticos, decoración y bricolaje.

Además, en sintonía con la política del Grupo de fomentar el respeto por el medio ambiente, se han incorporado sistemas de ahorro de energía con programas informáticos que regulan la entrada de aire externo en función de las condiciones de temperatura y humedad que hay en el exterior, acumulación residual de agua caliente, variadores de frecuencia en motores de ventilación, iluminación de bajo consumo, sistemas aerorrefrigerantes para el aire acondicionado (no utilizan torres de enfriamiento), sistemas de separación y reciclaje de residuos de papel, plásticos, neumáticos, aparatos eléctricos y electrónicos, aceites orgánicos, restos de alimentos, etc.

También se han implantado herramientas para reducir el consumo interno de papel mediante la utilización de aplicaciones informáticas sustitutivas del papel impreso.