Aral Digital.- El Corte Inglés ha puesto en marcha la identificación por radiofrecuencia para la carga de sus camiones. La ha implantado en su principal centro logístico, el CAD de Valdemoro (Madrid), que ocupa medio millón de metros cuadrados y tiene más de 400 muelles de carga. Desde él se atiende a 586 centros comerciales y al día se entregan más de 10.000 palets y 650.000 productos.

Cada uno de esos palets que salen diariamente de las naves de gran consumo del almacén central de El Corte Inglés en Valdemoro van etiquetados con un chip RFID. Al cargar los palets en el camión, un arco situado en cada muelle recibe la información grabada en ese chip, un mensaje de voz anuncia que es ‘correcto’ y una luz verde indica que lleva la carga correspondiente y que, efectivamente, debe ir en ese camión. Es un proceso que apenas tarda unos segundos.

“Con este sistema, la compañía ha reducido al mínimo las incidencias por errores humanos y disminuido el tiempo de carga de cada camión, a la par que evita la salida de mercancía con un destino equivocado”, asegura la compañía de distribución. “Todo esto supone una importante reducción de los costes logísticos de El Corte Inglés”, rubrica la multinacional.