El Corte Inglés ha adquirido un local de unos 400 metros cuadrados de superficie comercial en Málaga con la intención de abrir próximamente un nuevo supermercado, segmento en el que la compañía de distribución todavía no opera de forma independiente (sin estar unido a un gran almacén o una estación de servicio de Repsol). A pesar de que el anagrama comercial no está decidido, según fuentes de la compañía, la enseña comercial Supercor es la que podría ser la elegida, al ser la que El Corte Inglés utiliza en los establecimientos que explota en las estaciones de servicio Repsol, y la que encaja con el desarrollo comercial de la compañía. Por otra parte, El Corte Inglés fue la compañía española que más ventas realizó a través de Internet durante el pasado ejercicio, con unas ventas diarias de 36.000 euros (5,9 millones de pesetas).